976 467 576
Obras y reformas en comunidades y viviendas durante el Estado de Alarma

Obras y reformas en comunidades y viviendas durante el Estado de Alarma

Obras y reformas durante el estado de alarma

Un tema bastante frecuente en el ámbito de la Administración de Fincas es el relativo a las obras y reformas que se llevan a cabo en los pisos o zonas de la Comunidad de vecinos.

Pues bien, tras la crisis sanitaria provocada por el coronavirus, este tema también tiene consideraciones que conviene tener en cuenta.

En este artículo abordaremos dicha cuestión, por lo que invitamos a su lectura.

Según una Orden publicada en el BOE con fecha de 12 de abril, ‘Se establece la suspensión de toda clase de obra que suponga una intervención en edificios existentes, en los supuestos en los que en el inmueble en el que deban ejecutarse se hallen personas no relacionadas con la actividad de ejecución de la obra, y que, debido a su ubicación permanente o temporal, o a necesidades de circulación, y por causa de residencia, trabajo u otras, puedan tener interferencia con la actividad de ejecución de la obra, o con el movimiento de trabajadores o traslado de materiales.’ Así, la actividad de la construcción queda restringida en estos casos. No ocurrirá lo mismo cuando se trate de obras en las que, por circunstancias de sectorización del inmueble, no se produzca interferencia alguna con las personas no relacionadas con la actividad de la obra. Sería el caso, por ejemplo, de un edificio que esté en proceso de construcción y en el que todavía no viviera nadie.

El día 3 de mayo, se introdujeron ciertas modificaciones que implicaban que sí se permitían realizar ciertas obras en locales y viviendas, siempre y cuando se encontrasen deshabitadas y no tuvieran acceso los residentes a las mismas.

Pues bien, esta situación es la que ha venido sucediendo hasta esta semana que comienza, ya que el Ministerio de Sanidad acaba de publicar una orden mediante la cual la suspensión de obras en edificios habitados queda sin efecto, es decir, a partir del lunes 25 de mayo será posible la realización de dichas obras, que llevaban paralizadas desde hacía semanas.

Esta Orden es aplicable a todas las zonas que se encuentren como mínimo en Fase 1, lo que en la práctica afecta a todo el territorio nacional.

A partir del día 25 de mayo, por tanto, las obras de reforma y reparaciones, así como de decoración estarán permitidas en viviendas, aunque estas estén habitadas.

Esto es sin duda una gran noticia para muchos gremios implicados, que han visto paralizada en buena medida su actividad, y por supuesto para todas aquellas personas que tenían pendiente realizar alguna intervención en sus viviendas.

Por supuesto, no debemos olvidar que se deben adoptar una serie de medidas de seguridad y protección que garanticen que tanto los trabajadores como los habitantes de la vivienda no se encuentren en peligro de contagio.

Recordemos que estas medidas implican entre otras:
  • Llevar equipos de protección personales, como pueden ser mascarillas, y pantallas de protección.
  • Mantener la distancia de seguridad interpersonal, es decir, una distancia mínima de 1.5 -2 metros. 
  • También deben extremarse las medidas en cuanto a higiene, no solo personal, lo que implica el lavado frecuente de manos con agua y jabón y soluciones desinfectantes, si no en lo que respecta a todas las superficies con las que se entre en contacto, que deberán ser perfectamente desinfectadas. 

No debemos olvidar además que la ventilación de los espacios cerrados es muy importante, por lo que esta debe ser muy frecuente.

Afortunadamente, la situación actual está siendo más favorable conforme pasan los días, pero no debemos olvidar que esta crisis sanitaria nos obliga a seguir manteniendo ciertas restricciones.

¿Qué sucede con las zonas y piscinas comunitarias?

Respecto a las distintas medidas gubernamentales que afectan a comunidades de vecinos debemos recordar que el uso de zonas comunes aún está restringido y que con la llegada del verano, la apertura de las piscinas comunitarias implicará la necesidad de limitar el aforo a las mismas, así como establecer medidas extras de desinfección, higiene y distanciamiento.

Debemos permanecer atentos a todas las medidas que se acordarán al respecto para evaluar su aplicación en las comunidades de vecinos, atendiendo a las circunstancias particulares de cada una.

Desde nuestra administración de fincas de Zaragoza, les ayudaremos a resolver estas y otras cuestiones derivadas de la situación de carácter excepcional que estamos viviendo en estos momentos. No duden en contactar con nosotros para más información.


Este sitio emplea cookies como ayuda para prestar servicios. Al utilizar este sitio, estás aceptando el uso de cookies. OK Más información